Mauritania 2006

Té mauritano

La insistencia del recuerdo de un té espeso y caliente, de su aroma mentolado...
mauritania










Nouakchott - 24 de noviembre

nouakchott

Entramos incrédulos en un mundo de las intimidades, del calor de la bienvenida, de la solemnidad de los encuentros inesperados. Gozamos de privilegio de ser partícipes de las alegrías de festejar una boda en la casa de nuestros amigos. Dejarse llevar por el ritmo de los preparativos, el oleaje de las llegadas, los aromas que invocan la densa espera, la dulzura interminable que llena los vasitos de té y la cordialidad que irrumpe con cada intercambio de las miradas, saludos, invitaciones. Abrumados y embrujados (algunos más que otros).


Rosso - 28 de noviembre

rosso

Nos presentamos ante un río blanquecino - ¿no será por la leche que se vierte en sus aguas para apaciguar sus malos espíritus? - Rosso. Dejamos que nuestra imaginación transite. Mientras, nosotros dando tumbos entre los carros, comercios, miradas. Retomaremos los senderos de la magia al caer la noche. Es la fiesta de Maouloud de Rosso. Vuelve la espesidad de lo nocturno, de la miel que brota de las teteras, de las sombras que el viento dispersa al son de los ritmos penetrantes. Somos como los zombis acechando las expresiones que despierten la fascinación, el estremecimiento. El rap juvenil en las afueras de la ciudad es una canción de cuna antes de dormir.

Azogui - 29 de noviembre

azogui azogui

Caemos extintos al volver de nuestro paseo hacia un pequeño oasis en los alrededores de Azougui. La gruesa luna que pronto saldrá para alumbrar nuestra cena hará deliciosa la velada de nosotros tres. Mientras tanto resucitamos las impresiones y los miedos de Jaime: de su encuentro con el monumental universo pedregoso sin los caminos aparentes, de la incertidumbre por si el paso siguiente abra una vez más uno por recorrer.

¿El destino? Lo único que sabemos es buscar la manera de andar. Cuando te das cuenta de cómo hacerlo, resulta fácil, nos respondió nuestro amigo intentando construir el recorrido con sus propios pasos. Solo que el último paso que has dado, Jaimete, te ha llevado a un destino sin retorno. El sueño nos abraza bajo las caricias de los soplos del desierto.







Chinguetti - 1 de diciembre

Marta Jaime Jacek

Marta, Jaime y Jacek.

Chinguetti

Aziza Mint Loudaa, la presidenta de La Asociación de Ayuda y Apoyo a las Mujeres de Chinguetti.






Puerto pesquero Nuakchott - 2 de diciembre

puerto nouakchott

En las orillas del océano buscamos nuestra despedida de los rincones que tanto nos hacen crecer. De la mano de los amigos. Embaídos por los olores, acariciados por las cercanías, sopesando las miradas, dejándonos maravillar y desplomar por el cansancio. El tiempo de volver mengua peligrosamente cuando tantas palabras aún por decir, tantos pensamientos por despertar.





foto de cierre